18 Dic
acto de conciliación laboral
Acto de conciliación laboral: ¿Qué es y para qué sirve?

El acto de conciliación laboral es un procedimiento administrativo previo a la presentación de una demanda ante el juzgado. 

Se trata de un requisito obligatorio para poder iniciar un proceso judicial en materia laboral. 

El objetivo de este acto es que las partes implicadas en un conflicto laboral lleguen a un acuerdo extrajudicial, evitando así tener que acudir a los tribunales.

Si necesitas saber qué es y para qué sirve un acto de conciliación laboral de forma detallada, te lo contamos a continuación. 

¿Qué es un acto de conciliación laboral?

El acto de conciliación laboral es una reunión que se celebra ante un funcionario de la Administración Pública, con la asistencia de las partes implicadas en un conflicto laboral. En este acto, las partes exponen sus posiciones y se intenta llegar a un acuerdo que satisfaga a ambas.

¿Para qué sirve un acto de conciliación laboral?

El acto de conciliación laboral es un procedimiento administrativo previo a la presentación de una demanda ante el juzgado. Se trata de un requisito obligatorio para poder iniciar un proceso judicial en materia laboral. El objetivo de este acto es que las partes implicadas en un conflicto laboral lleguen a un acuerdo extrajudicial, evitando así tener que acudir a los tribunales.

Evitar el proceso judicial

El proceso judicial suele ser largo y costoso, tanto en términos de tiempo como de dinero. El acto de conciliación laboral es una oportunidad para que las partes lleguen a un acuerdo sin tener que acudir a los tribunales. Esto puede ahorrar a las partes tiempo, dinero y estrés.

Llegar a un acuerdo que satisfaga a ambas partes

El objetivo del acto de conciliación laboral es que las partes lleguen a un acuerdo que satisfaga a ambas. Esto puede ser difícil de conseguir, pero es importante que las partes estén dispuestas a negociar para llegar a una solución que sea satisfactoria para todos.

Conseguir una solución rápida y eficaz al conflicto

El acto de conciliación laboral es un procedimiento relativamente rápido. Si las partes llegan a un acuerdo, el acta de conciliación tendrá la misma fuerza que una sentencia judicial. Esto significa que el acuerdo será vinculante para las partes y no podrá ser impugnado ante los tribunales.

¿Quiénes pueden acudir a un acto de conciliación laboral?

Pueden acudir a un acto de conciliación laboral:

  • Trabajadores y trabajadoras: Cualquier trabajador o trabajadora que tenga un conflicto laboral con su empresa o empresario.
  • Empresas y empresarios: Cualquier empresa o empresario que tenga un conflicto laboral con sus trabajadores o trabajadoras.
  • Organizaciones sindicales y empresariales:  Las organizaciones sindicales y empresariales también pueden acudir a un acto de conciliación laboral en representación de sus miembros.

También se recomienda que las partes acudan al acto de conciliación laboral acompañadas de un abogado. Un abogado experto en derecho laboral puede asesorar a las partes sobre sus derechos y ayudarles a preparar la reunión. También puede representar los intereses de las partes en la reunión y negociar un acuerdo más favorable.

La presencia de las partes en el acto de conciliación laboral es obligatoria. Si alguna de las partes no se presenta, se levantará acta de ausencia y el acto se suspenderá. Si la parte ausente no se presenta en el plazo de 15 días hábiles, el acto se tendrá por desistido.

Las consecuencias de la incomparecencia de una parte en el acto de conciliación laboral pueden ser importantes. Por ejemplo, si la empresa no se presenta, el trabajador o trabajadora podrá presentar una demanda ante el juzgado de lo social correspondiente. Si el trabajador o trabajadora no se presenta, se entenderá que renuncia a sus pretensiones.

No obstante, existen excepciones a estas consecuencias. Por ejemplo, si la incomparecencia de la empresa o del trabajador o trabajadora se debe a una causa justificada, como una enfermedad o un accidente, el acto se podrá celebrar en una nueva fecha.

¿Qué tipo de conflictos se pueden conciliar?

Se pueden conciliar cualquier tipo de conflictos laborales, siempre que sean susceptibles de transacción. La transacción es un contrato por el cual las partes ponen fin a un conflicto, renunciando a algunas de sus pretensiones.

  • Despidos: Los despidos son una de las principales causas de conflictos laborales. Se pueden conciliar despidos por causas objetivas, despidos disciplinarios, despidos colectivos y despidos por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción.
     
  • Infracciones laborales: Las infracciones laborales son incumplimientos de las normas laborales por parte de las empresas. Se pueden conciliar infracciones como el incumplimiento de las normas de seguridad y salud laboral, el incumplimiento del convenio colectivo o el incumplimiento de los derechos de los trabajadores.
     
  • Accidentes laborales: Los accidentes laborales son los daños que sufren los trabajadores en el ejercicio de su actividad laboral. Se pueden conciliar los accidentes laborales, así como las indemnizaciones que se derivan de los mismos.
     
  • Impagos de salarios:Los impagos de salarios son una de las principales causas de conflictos laborales. Se pueden conciliar impagos de salarios por cualquier concepto, como el salario base, las horas extras, las vacaciones o las pagas extraordinarias.

Otros conflictos que se pueden conciliar:

Además de los conflictos mencionados anteriormente, también se pueden conciliar otros conflictos laborales, como los siguientes:

  • Acoso laboral: El acoso laboral es cualquier comportamiento que atente contra la dignidad o la integridad física o psicológica de un trabajador.
     
  • Discriminación laboral: La discriminación laboral es cualquier trato desfavorable que se produzca por razón de raza, sexo, religión, nacionalidad, discapacidad, orientación sexual, etc.
     
  • Condiciones de trabajo: Los conflictos relacionados con las condiciones de trabajo, como la jornada laboral, el descanso, la seguridad y salud laboral, etc.

Si el conflicto no es susceptible de transacción, no se puede conciliar. En este caso, las partes deberán acudir a los tribunales para resolver el conflicto.

¿Cómo se celebra un acto de conciliación laboral?

El acto de conciliación laboral se celebra ante un funcionario de la Administración Pública, que actúa como mediador. El funcionario comienza la reunión dando la palabra a las partes, que exponen sus posiciones. A continuación, el funcionario trata de mediar entre las partes para llegar a un acuerdo.

Si las partes llegan a un acuerdo, se redacta un acta de conciliación, que se firma por las partes y por el funcionario. El acta de conciliación tiene la misma fuerza que una sentencia judicial.

Si las partes no llegan a un acuerdo, se levanta acta de desacuerdo. El trabajador o trabajadora puede entonces presentar una demanda ante el juzgado.

Preguntas y respuestas en relación al acto de conciliación laboral

¿Cuánto cuesta ir a un acto de conciliación? 

La presentación de la papeleta de conciliación laboral es gratuita. Sin embargo, si se acude al acto de conciliación acompañado de un abogado, los honorarios del abogado correrán a cargo de la parte que lo contrate.

El coste de los honorarios de un abogado para un acto de conciliación laboral puede variar en función de la experiencia del abogado, la complejidad del caso y la zona geográfica. En general, los honorarios de un abogado para un acto de conciliación laboral oscilan entre los 100 y los 500 euros.
 

¿Qué plazo tengo para acudir a un acto de conciliación laboral?

El plazo para acudir a un acto de conciliación laboral es de 20 días hábiles desde que se produce el hecho que da lugar al conflicto.

¿Qué documentación tengo que presentar para acudir a un acto de conciliación laboral?

La documentación que tienes que presentar para acudir a un acto de conciliación laboral depende del tipo de conflicto que se trate. En general, tendrás que presentar la siguiente documentación:

  • Documentación que acredite tu identidad.
  • Documentación que acredite tu relación laboral con la empresa.
  • Documentación que acredite el hecho que da lugar al conflicto.

¿Qué pasa si no acudo a un acto de conciliación laboral?

Si no acudes a un acto de conciliación laboral, perderás la posibilidad de conciliar tu conflicto de forma extrajudicial. En este caso, tendrás que presentar una demanda ante el juzgado.

¿Qué ocurre si no se llega a un acuerdo en el acto de conciliación laboral?

Si no se llega a un acuerdo en el acto de conciliación laboral, se levanta acta de desacuerdo. El trabajador o trabajadora puede entonces presentar una demanda ante el juzgado.

¿Qué debo hacer si no estoy conforme con el acuerdo alcanzado en el acto de conciliación laboral?

Si no estás conforme con el acuerdo alcanzado en el acto de conciliación laboral, puedes impugnarlo ante el juzgado.

¿Qué ventajas tiene contratar a un abogado para el acto de conciliación laboral?

Contratar a un abogado experto en derecho laboral para el acto de conciliación laboral tiene las siguientes ventajas:

  • El abogado te asesorará sobre tus derechos y te ayudará a preparar la reunión.
  • El abogado representará tus intereses en la reunión.
  • El abogado puede ayudarte a negociar un acuerdo más favorable.

Si tienes un conflicto laboral y estás pensando en acudir a un acto de conciliación, te recomendamos que contrates a un abogado. Un buen abogado te ayudará a conseguir un resultado satisfactorio para tu caso.

Conclusiones

Si tienes un conflicto laboral, es importante que consideres la posibilidad de acudir al acto de conciliación laboral. El acto de conciliación laboral puede ser una oportunidad para resolver tu conflicto de forma rápida, eficaz y satisfactoria.

Si decides acudir al acto de conciliación laboral, es importante que lo prepares bien. Debes recopilar toda la documentación necesaria para apoyar tu reclamación. 

También es importante que te asesores con un abogado para que te ayude a preparar el acto y a negociar un acuerdo favorable.

En nuestro bufete de abogados contamos con abogados en Barcelona, abogados en Madrid y abogados en Sabadell, dispuestos a ayudarte. 

Confía en Català Reinón

bufete de abogados català reinon

whatsapp